Inicio Cocina cannabica Cocina Cannábica por Gonzajohnz

Cocina Cannábica por Gonzajohnz

12
0
Cocina Cannábica

Hola, mi nombre es Gonzalo Rodriguez o más conocido como Gonzajohnz. Soy un
profesional gastronómico recibido del IAG (Instituto Argentina de Gastronomía). Además
consumidor de cannabis nativo de la ciudad de Tandil.
Desde muy pequeño me apasionó la cocina, y hace poco me encontré sumergido en el ámbito
cannábico en el cual verdaderamente me siento parte incursionando en la cocina Cannábica.


Gracias a todo el grupo de InfoCannabis puedo fusionar las 3 actividades que más
me gustan: escribir, cocinar y la marihuana.
La idea de este espacio surgió con la posibilidad de darle un enfoque técnico en cuanto a lo
gastronómico, a la cocina cannábica. Poder hacerlo fácil de llevar a cabo en sus casas, sin demasiados materiales fuera del alcance del cocinero casero de marihuana. Serán “clases de cocina cannábica” donde llegaremos a puntos muy específicos.
Desde recetas, técnicas, hasta información de los diferentes efectos y diferentes formas de
consumir cannabis sin fumarla.

Descarboxilación, curar en agua y la apropiada dosificación…

Sin más vueltas, hoy les voy a hablar sobre distintos cuidados que son clave a la hora de la
cocina cannábica para darle otro gusto y otra sensación a tu comida.
Descarboxilar, curar en agua y la apropiada dosificación son los 3 puntos más
importantes a tener en cuenta al momento de cocinar con marihuana.

Por lo que en este blog les explicaré los primeros 2 puntos. Primero que nada les voy a explicar que es la descarboxilación de la marihuana y porque es tan importante al momento de cocinar con cannabis.


El THC, uno de los compuestos psicoactivos encontrados en la planta, es el resultado de la
descarboxilación de su precursor el THCA (ácido tetrahidrocannabinolico). Es decir, el THC no existiría sin su antecesor el THCA. Este último en su estado natural no brinda los efectos psicológicos por lo cual es tan apreciado el THC. A través de la aplicación de calor
(descarboxilación) el THCA elimina un grupo carboxilo (la “A”) y da lugar al THC utilizable.
Esto no quiere decir que el THCA no sirva de nada, en la naturaleza esto mismo sirve como
disuasorio ácido contra amenazas como plagas y depredadores. Además, a partir de
investigaciones preliminares se dice que hasta puede ofrecer beneficios antiinflamatorios y neuroprotectores.

¿Cómo se descarboxilar la marihuana?


Naturalmente a través del curado apropiado lo logra por sí misma, pero no completamente,
por lo tanto no es la forma más efectiva simplemente dejándola curarse.
También ocurre al fumar, ya que al prender fuego los compuestos químicos, como los
cannabinoides y terpenos, estos pasan por todo el proceso de forma instantánea, y así
nosotros inhalando y adquiriendo sus propiedades del mismo modo, claro de manera menos
efectiva ya que no hay un control de las temperaturas y sabemos que el exceso de las
mismas degradan los atributos que puede llegar a brindarnos la marihuana. Algo similar
ocurre con la vaporización donde en este caso se lleva al THC y distintos cannabinoides a
puntos de ebullición más precisos para poder aprovechar las dosis casi completas de cada
compuesto.

Pero también hay diferentes formas de activar el THC en la marihuana de forma casera, así
para preparar tu hierba y dejarla con su máximo potencial antes de cocinarla!

Formas de activar el THC para la descarboxilación …


La primera de estas es el método de horneado: este implica cocinar la hierba a bajas
temperaturas por un tiempo prolongado para dar lugar a que el proceso de la
descarboxilación se logre de manera uniforme y efectiva.
Para lograr esto tendremos que:

  • Precalentar el horno a unos 115° C, es decir a mínimo.
  • Picar la hierba para dejarla en trozos homogéneos y así lograr una cocción pareja de la misma.
  • Distribuirla en una placa con papel manteca o armar un sobre grande de papel aluminio donde esté lo más extendida posible.
  • Cocinarla a fuego bajo por aproximadamente 40 a 50 minutos revolviendo cada 15 minutos así lograr que se cocine de forma uniforme.

Hay que tener en cuenta que no todos los hornos cocinan a 115° C en su potencia mínima por lo que esto podría ocasionar que en la cocción de la hierba esta misma se degradase y pierda todas sus cualidades por lo que es mejor intentar diferentes cuidados a la hora de hacerlo para asegurarse un correcto resultado, como por ejemplo: intercalar el encendido del horno cada 7 u 8 minutos en caso de que sea eléctrico, o dejar la puerta semi abierta para dejar que un poco del calor escape y cocinarlo lo más alejado de la fuente de calor posible. Siempre es mejor que el proceso tarde un poco más y hacerlo de manera segura a apurarlo y así perder toda la materia prima con la cual íbamos a trabajar.

Aunque este método es el más utilizado y para muchos el más fácil también se puede
implementar el método de descarboxilado en microondas. Este método es perfecto para la gente que no dispone del tiempo para llevar a cabo la cocción en el horno y se puede implementar de manera rápida y fácil en tu microondas.
Vamos a tener que:

  • Picar la marihuana de forma homogénea y distribuirla en un plato o bowl resistente a microondas.
  • Cocinar la hierba por 1 minuto a máxima potencia y luego ir cocinando de a 30 segundos hasta lograr que esta misma desprenda un olor fuerte, no a quemado.
  • Una vez que sientas el olor, dejá enfriar y luego utilizar en tus preparados.

El problema sobre este método es que no hay tanto control sobre la temperatura. Además de que cada microondas es diferente, por lo que se tendrá que aplicar el instinto culinario
para poder aplicarlo de forma correcta. Si tenés miedo a que se queme, podes bajarle la
potencia al microondas en caso de que se pueda, o hacerlo con periodos más cortos de
cocción. Siempre está atento a que no se queme la hierba, utiliza mucho el olfato para
entender en qué punto de cocción está!
Acuerdense de tener paciencia para cocinar, lo bueno se hace esperar decía mi abuela, así
que fumense uno y relájense.
Una vez hecha la descarboxilación pasamos al curado en agua.

Curado en agua…

Este proceso se usa para quitar restos de fertilizantes o la clorofila que tiene la planta y así
poder tener un gusto mucho más agradable al paladar una vez hecha la preparación con
marihuana.
Implica poner la cantidad de hierba que vayamos a utilizar en un recipiente con agua a una
temperatura templada de entre unos 18°C a 24°C, o que más o menos a la mano no se
sienta fría pero tampoco llegue a tibia. Así dejándola reposar por 1 hora y media y
cambiándole el agua 1 a 3 veces, depende de la cantidad de impurezas o clorofila que esta
tenga. Y listo, ya tienen su maria lista para cocinar y aprovechar al 100% todas sus propiedades!

Desde ya, les agradezco a todos los que se han tomado el tiempo para leer sobre estos
diferentes topicos de la cocina marihuanistica y espero que les sirva para tener otra vision
sobre la cocina cannabica!
Espero lo disfruten y de a poco logren mejorar cada vez sus recetas locas!
Buenos humos y más que nada, BUENAS COCINADAS!

Post escrito por Gonzajohnz

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí